Over 10 years we help companies reach their financial and branding goals. Maxbizz is a values-driven consulting agency dedicated.

Gallery

Contact

+1-800-456-478-23

411 University St, Seattle

maxbizz@mail.com

CUSTODIA COMPARTIDA

LA CUSTODIA COMPARTIDA EN EL DIVORCIO O SEPARACIÓN: PUNTOS CLAVE

Una de las fórmulas más extendidas en los divorcios con hijos tiene que ver con la custodia compartida. De hecho, ha ganado terreno hasta establecerse como la vía de aplicación prioritaria en casos de separación o divorcio. Hasta el punto de que otras vías como la custodia monoparenal, la más habitual hasta ahora, están reduciéndose en favor de este tipo compartido.

Así que, a continuación, vamos a explicar todo lo que necesitas saber sobre la custodia compartida para que puedas resolver tus dudas al respecto.

¿Qué es la custodia compartida?

Antes de nada debemos aclarar exactamente qué es una custodia de este tipo. La guardia y custodia establece la responsabilidad de cuidar a diario a los hijos. Algo que incluye desde la alimentación y el transporte al colegio, hasta otros cuidados como el higiene cada día o ayudarles con los deberes.

Y, aunque en función del tipo de divorcio o separación del que se trate puede vincularse a un único progenitor o incluso a un tercero, en el caso de la custodia compartida es responsabilidad de ambos progenitores.

De este modo, esta modalidad de custodia consiste en que los menores pasen más o menos la misma cantidad de tiempo con cada uno de sus padres. Así como que cada uno de los progenitores soporten los gastos que hagan los menores durante el tiempo que estén con ellos.

Además, cualquier decisión que se tome sobre ellos deberá realizarse en igualdad de condiciones y de forma consensuada.

¿Con quién vivirá mi hijo/a en custodia compartida?

Una de las preguntas más repetidas en estos casos tiene que ver con saber con quién vivirán los hijos del matrimonio separado o divorciado. Y lo cierto es que esto variará en función de las características de la propia familia y otros detalles.

Aunque lo cierto es que por norma general se establecen estas tres vías para resolver la situación:

  • Custodia compartida con domicilio rotatorio: los progenitores se quedan cada uno en su respectiva vivienda y son los hijos los que cambian de domicilio cada cierto tiempo en función de lo acordado.
  • Custodia compartida coexistente: todos, tanto los ex-cónyuges como los hijos, viven de forma conjunta en el mismo domicilio.
  • Domicilio fijo de los hijos: en este modelo los hijos siempre viven en la vivienda familiar y son los progenitores los que se turnan para estar en ella.

Además de estos modelos, se pueden optar por otras vías que se adapten mejor a las circunstancias personales concretas de los progenitores. En este caso, lo mejor es pactar y distribuir los periodos de residencia de los hijos de la forma que más convenga a los padres.

En Pozo Abogados & Asociados podemos asesorarte en casos de este tipo para que todas las partes queden satisfechas y, sobre todo, los hijos no se vean afectados por el proceso de separación.

¿Cómo se solicita la custodia compartida?

Es posible solicitar la custodia compartida en dos momentos: durante el proceso de divorcio y de forma posterior a la sentencia. Explicamos las consideraciones a tener en cuenta y los trámites a realizar en cada caso.

Solicitar la custodia compartida durante el divorcio

El divorcio puede ser contencioso o de mutuo acuerdo, siendo esta última opción la más recomendada. Si se recurre a esta vía, se pactará un convenio regulador en el que se establecerán todos los aspectos relativos a la custodia de los menores. De este modo, todo será menos costoso para las dos partes y transcurrirá de forma eficaz y más rápida.

Qué hacer si no os ponéis de acuerdo

Si no hay acuerdo sobre cómo actuar con los hijos, será un juez el encargado de tomar las decisiones. Una vez establezca las medidas, ambas partes podrán recurrir la decisión o buscar un acuerdo antes de que se dicte la sentencia.

Solicitar la custodia compartida después del divorcio

La otra vía para solicitar la custodia compartida pasa por hacerlo después de la separación o divorcio. En este caso, aunque se haya establecido un régimen diferente previamente, una de las partes puede solicitar el régimen compartido.

La solución: nuevo convenio regulador

En este caso, todo pasa por realizar un nuevo convenio regulador sobre la situación de guardia de los menores y presentar de forma argumentada las nuevas medidas.

Tras esto, será el momento de revisar estas condiciones nuevas y el proceso será parecido al del divorcio. Es decir, si hay acuerdo entre partes será más rápido y, en caso contrario, será un juez quien resuelva el caso.

¿Qué buscan los jueces para establecer la custodia?

Durante un proceso de divorcio con menores de por medio el juez debe estar de acuerdo con el convenio regulador presentado por los progenitores. En este sentido, los aspectos más importantes en los que se suele fijar tienen que ver con la relación con los hijos y su grado de implicación para con ellos.

La relación previa es importante

La relación entre ex-cónyuges es importante y debe fomentar la comunicación y el acuerdo en los aspectos que afecten a la vida de sus hijos. Siempre anteponiendo su bienestar al conflicto para no perturbar el desarrollo a nivel social y afectivo de los menores.

La comunicación, imprescindible; la voluntad de los hijos, muy deseable

Cuando hablamos de menores pero de más de 12 años de edad, el deseo de los hijos se tiene mucho en cuenta. Por ello, muchas veces la familia es evaluada por un equipo psicosocial que estudia qué será mejor para ellos.

No es imprescindible que estos equipos intervengan, aunque en la mayoría de casos son de gran ayuda para dictar la sentencia.

Conciliación y cercanía

También se tiene en cuenta la posibilidad para compaginar la vida personal y laboral. Es decir, se tienen en cuenta los horarios laborales de los progenitores y si estos les permitirán pasar tiempo con sus hijos para poder encargarse de ellos. Otro aspecto importante tiene que ver con la cercanía entre las viviendas y el colegio u otras actividades de los hijos, que también suele jugar un papel destacado en la decisión del juez.

Author

Cristian Pozo

Comment (1)

  1. divorcio contencioso
    marzo 13, 2022

    […] un divorcio contencioso. Para resumirlo de forma rápida y bastante clara: es justo lo contrario al divorcio de mutuo acuerdo. Es decir, un tipo de divorcio en el que las dos partes que la forman no consiguen ponerse de […]

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.